La necesaria mejora continua de las habilidades interpersonales en el ámbito directivo.

Esta mañana cerraba un nuevo proyecto de Coaching Ejecutivo y de Equipos con una empresa.

Y hoy lo vuelto a ver. Una vez más constato que  que uno de los grandes problemas de las empresas y organizaciones en general es la comunicación. 

La falta de feedback, la ausencia de normas de comunicación claras, la deficiencias en la resolución de conflictos y la carencia de habilidades de negociación dificultan la marcha de las organizaciones.

La falta de inteligencia emocional y social repercute en la cuenta de resultados, por mucho que haya quien no le de importancia a esto de las "habilidades blandas". Estas repercusiones a veces pueden llegar hasta extremos insospechados.



La pregunta es ¿por qué buscamos ayuda exclusivamente cuando estamos al borde del cisma en la empresa? Es increíble, a la par que triste, lo que se escucha por parte de una dirección general sobre el comportamiento de algunos directivos.

 A veces estamos casi en el punto de no retorno cuando decidimos dar el paso de la búsqueda de ayuda profesional para afrontar un conflicto dentro de una empresa. Es como el avión que cuando ha cogido la velocidad máxima en la pista de despegue ya sólo le queda despegar, no tiene otra opción (salvo la de estrellarse).

La búsqueda de la mejora continua, "hoy más que ayer, y menos que mañana" y la subyacente filosofía KAIZEN,  debe ser una de las responsabilidades del personal directivo que no sólo ha de lidiar con sus tareas técnicas, financieras o administrativas, sino con la habilidad de liderar a sus equipos,  -que mira por donde-  son personas que sienten y padecen las escasas habilidades directivas que no aprendieron en el Máster o MBA de turno.

¿Qué impide reconocer que necesitamos ayuda para aprender a trabajar con otras personas?
¿Por qué nos llevamos al terreno las dificultades profesionales?
¿Realmente la culpa de lo que ocurre la tienen los demás?
¿Por qué nunca tienen bastante con los coches, bonus, dividendos, etc.?

Muchas de las respuestas a estas preguntas y otras como estas, se responden con otro de los problemas que suelo constatar tras la falta de interés por formarse, mejorar o crecer profesionalmente, y tiene que ver con el "Ego" ... pero ese tema no toca hoy.

Saludos cordiales


José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos. 

www. josemiguelgil.com
www.coanco.es


Gerente de COANCO Coaching  Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


No hay comentarios: