5 preguntas para tomar decisiones exitosas.

Si hoy necesitas tomar una decisión crítica, o puede que en un futuro cercano tengas que tomarla,  hay cinco preguntas que pueden ayudarte a que dicha decisión sea una decisión exitosa.



¿Me siento bien al tomar esta decisión?
¿Es justa y honesta?
¿Puedo confiar en lo que se me dice?
¿Hay alguna trampa?
¿Estoy sugestionado?


Si revisas malas decisiones tuyas del pasado puede que descubras que puede que no te formularas estas preguntas, o puede que ocurriera que no respondiste de forma apropiada a las mismas.

En ocasiones nos engañamos a nosotros mismos en la toma de decisiones, nos dejamos llevar por ilusiones que nos desconectaron de la realidad.

Ademas de escuchar la realidad y la racionalidad, estas preguntas te ayudan a conectarte contigo mismo, con tus principios y valores. "Escucha a tus tripas" a veces cuando haces algo que va en contra tuya te avisan de que algo no va del todo bien.


¡Saludos cordiales y gracias por la visita!

Comparte este post si piensas que estas 5 preguntas le puede venir bien a alguien que tenga que tomar decisiones.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano, organizacional y de equipos. 

www. josemiguelgil.com
www.coanco.es


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


Llega el momento, "tu momento", y lo sabes . Tú decides.

Sientes que ha llegado el momento, "tu momento" ese que estabas buscando, y por fin se ha presentado, ha llamado a tu puerta.
"Tu momento" ha llegado de pronto, sin avisar y te ha pillado desprevenido. No estás acostumbrado a decidir ir hacia adelante, a veces, te arrastras sin fuerzas, la rutina te lleva de aquí para allá, y has perdido el norte. La brújula de tu vida se averió, no fue por nada especial, simplemente perdiste la emoción, la ilusión, y los desvaríos de la vida llegaron a tu puerta, para entrar dentro de tu vida y llevarte a perderte, a dormirte. Te abandonaste a tu suerte, te dejaste ir, y de pronto todo perdió sentido. Ese día llegó, y se apoderó de ti, y tú, dejaste de ser tú. Sin embargo, y de la misma manera que el letargo llegó a tu vida, un día algo cambió, no sabes que, ni como, ni por qué, fue un rayo de luz, una mirada de alguien, un anuncio de televisión, una canción en el coche mientras buscabas aparcamiento ... vete tú a saber que fue, pero ese día, ese preciso día algo cambió, algo se removió en las tinieblas de tu mente para resquebrajarse y dejar salir lo que llevas dentro. Llego "tu momento".

Ese día, la luz brilló en tus ojos, y decidiste que tu momento había llegado. Muchos despiertan del largo letargo y comienzan a andar.
Paso a paso, minuto a minuto, enfrentándose a los miedos y la incertidumbre ¡¡Bravo por ellos!! Otras personas, ven llegar "su momento" pero no saben cómo hacerlo.


Tienen miedo, se bajaron de la vida, y aunque sienten que ya es hora de volver a ponerse en marcha, de "volver a rugir", no saben cómo, se les olvidó.

Y lo peor es que, si no se atreven a buscar ayuda, puede que ese momento vuelva a pasar. Las garras tenebrosas de los miedos, del "qué dirán, del "tú que te has creído", "a dónde vas" ... y multitud de tentáculos invisibles los volverán a atrapar, y apagarán nuevamente "la luz de su momento". Me encuentro en el despacho muchas personas que tienen vergüenza de mostrarse vulnerables, inseguros, y que se auto descalifican por pedir ayuda. ¡¡No pasa nada por pedir ayuda!! ¡¡No pasa nada por sentirse vulnerable!! ¡¡No pasa nada por decir que no puedes sólo!! Si estás en ese momento del que hablo, y sabes a que me refiero, entenderás el mensaje. Si no puedes sólo, apóyate en alguien, y si no encuentras a nadie ya sabes dónde estoy. Estoy para servirte.

Saludos cordiales


José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano, organizacional y de equipos. 
Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.

www. josemiguelgil.com
www.coanco.es







¿Cuál es tu estilo a la hora de dirigir? ¿Cómo te llevas con tu equipo?

¿Cómo te llevas con tu equipo? ¿Cómo son tus resultados?

Una vez que eres directivo tu trabajo se ve a través del trabajo de los demás, motivo más que suficiente para preocuparse por la gente que tienes a tu lado y como la diriges. Sin duda alguna las denominadas habilidades blandas son clave para la adecuada retención y gestión del talento que tienes a tu alrededor.

Rodearse de los mejores profesionales a los que puedas tener alcance es sin duda una garantía del éxito de tu trabajo directivo.



El Center for Creative Leadership (CCL) tras haber estudiado centenares de casos de directivos concluyeron que estos son percibidos como exitosos cuando:

- Alcanzan fuertes resultados.

- Desarrollan buenas relaciones con sus subordinados.

Eres de los directivos del ordeno y mando, que aunque se diga que no se lleva, me lo encuentro con más frecuencia del que me gustaría, o eres de los directivos que escuchan, atienden, se ponen en otra posición y buscan soluciones creativas y cooperativas junto a tus subordinados.

Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos. 

www. josemiguelgil.com
www.coanco.es


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


La necesaria mejora continua de las habilidades interpersonales en el ámbito directivo.

Esta mañana cerraba un nuevo proyecto de Coaching Ejecutivo y de Equipos con una empresa.

Y hoy lo vuelto a ver. Una vez más constato que  que uno de los grandes problemas de las empresas y organizaciones en general es la comunicación. 

La falta de feedback, la ausencia de normas de comunicación claras, la deficiencias en la resolución de conflictos y la carencia de habilidades de negociación dificultan la marcha de las organizaciones.

La falta de inteligencia emocional y social repercute en la cuenta de resultados, por mucho que haya quien no le de importancia a esto de las "habilidades blandas". Estas repercusiones a veces pueden llegar hasta extremos insospechados.



La pregunta es ¿por qué buscamos ayuda exclusivamente cuando estamos al borde del cisma en la empresa? Es increíble, a la par que triste, lo que se escucha por parte de una dirección general sobre el comportamiento de algunos directivos.

 A veces estamos casi en el punto de no retorno cuando decidimos dar el paso de la búsqueda de ayuda profesional para afrontar un conflicto dentro de una empresa. Es como el avión que cuando ha cogido la velocidad máxima en la pista de despegue ya sólo le queda despegar, no tiene otra opción (salvo la de estrellarse).

La búsqueda de la mejora continua, "hoy más que ayer, y menos que mañana" y la subyacente filosofía KAIZEN,  debe ser una de las responsabilidades del personal directivo que no sólo ha de lidiar con sus tareas técnicas, financieras o administrativas, sino con la habilidad de liderar a sus equipos,  -que mira por donde-  son personas que sienten y padecen las escasas habilidades directivas que no aprendieron en el Máster o MBA de turno.

¿Qué impide reconocer que necesitamos ayuda para aprender a trabajar con otras personas?
¿Por qué nos llevamos al terreno las dificultades profesionales?
¿Realmente la culpa de lo que ocurre la tienen los demás?
¿Por qué nunca tienen bastante con los coches, bonus, dividendos, etc.?

Muchas de las respuestas a estas preguntas y otras como estas, se responden con otro de los problemas que suelo constatar tras la falta de interés por formarse, mejorar o crecer profesionalmente, y tiene que ver con el "Ego" ... pero ese tema no toca hoy.

Saludos cordiales


José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos. 

www. josemiguelgil.com
www.coanco.es


Gerente de COANCO Coaching  Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


En vez de un médico, puede que lo que necesites es que te escuchen.

Decía el gran Dale Carnegie, "Muchas personas llaman a un médico, cuando lo que necesitan es que alguien los escuche". No puedo estar más de acuerdo. 

Te puede escuchar tu amigo/a, tu pareja, tu jefe, tu vecino, tu esteticista, tu peluquero, y así un largo número de personas que sin duda te pueden apoyar. 

No obstante no puede dejar de apuntar los beneficios de que te escuche un profesional cualificado, que te ayude a tomar distancia, a objetivar los problemas, y abordar las situaciones que te pueden preocupar desde un punto de vista diferente.

Un profesional que se ponga delante de ti sin prejuicios, con una escucha atenta, y facilitándote la búsqueda de alternativas para poder superar esa situación que a veces te lleva a pensar que "te vendría bien ir al médico". 

Si decides buscar ayuda, asegúrate de la cualificación profesional de la persona en la que vas a poner tu vida. 

José Miguel Gil

Psicólogo Colegiado AO-10.124
Coach Profesional Sénior CPS 10.161


#coaching #psicología #estrés #ansiedad #autoestima #motivación 



Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos. 

www. josemiguelgil.com
www.coanco.es


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


¿Cuándo buscas un Coach? ¿Para qué sirve el Coaching?

El Coaching sirve para llevar a las personas a un lugar distinto del que se encuentran ahora.

Cuando hablamos de ir desde donde estamos ahora hasta donde queremos ir, hablamos de pasar de la situación que estamos viviendo  -y que en muchas ocasiones no es la que más nos favorece-y en la que probablemente no nos va del todo bien, a una situación en la que nos vaya mejor,o en la que pensamos que nos puede ir mejor.

El coaching es coaching, e independientemente del ámbito en el que se trabaje desde esta perspectiva, las competencias y la esencia de la disciplina es la misma. Si  bien es cierto que suelen delimitarse diferentes nomenclaturas en función del ámbito de los temas en los que se trabaje.



Por ejemplo, cuando trabajo con temas relativos al ámbito personal, como puede ser superar una situación de impass personal, de indecisión, de falta de motivación por la vida, superar una situación como una separación, divorcio, o como enfrentarse a un despido, podemos hablar de coaching personal.

Cuando hablamos de ámbitos empresariales u organizacionales, podemos hablar de coaching ejecutivo y empresarial, o bien de coaching de equipos si específicamente trabajamos con equipos.

Hablamos de coaching para emprendedores cuando trabajo con personas que a la hora de emprender un negocio, y más allá de su plan de empresa, de su planificación, y tras superar todas las barreras técnicas y administrativas se encuentran trabados por sus miedos, dudas, inquietudes, o por esos factores que pueden afectar el éxito del proyecto que comienzan.

Cuando trabajo a nivel de centros educativos, con directivos o con docentes y profesionales del sector educativo nos adecuamos a su realidad y nos enfocamos desde una perspectiva que podemos encuadrar dentro del ámbito del coaching educativo.

En cualquier caso, y aunque podemos atisbar muchas áreas de trabajo para el coaching, la esencia de mi trabajo es siempre el mismo, ayudar a las personas (acompañarlas) a que lleguen a un nivel superior de desarrollo, ya sea este, personal o profesional. Eso si, para conseguir resultados extraordinarios, que se salgan de la norma, hay que hacer cosas extraordinarias. Una de esas cosas que se pueden hacer es contratar un coach.
Hay quién piensa que el coaching sólo es para temas empresariales. Gran error este. 

De todas maneras si piensas que el Coaching no sirve, yo siempre digo lo mismo,
 Si personas como el CEO de Google, con la experiencia y conocimiento que pueden tener contratan un Coach, ¿qué te impide a tí hacerlo? 






Y si buscas un Coach, busca un coach profesional, que esté certificado y que tenga unas competencias profesionales respaldadas por  ASESCO, Asociación Española de Coaching.


Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


¿Coaches Profesionales? ¡Coaches sin ética!

Navegando por la red me encontré un anuncio de un Coach al cual tenía en alta estima (hasta hoy), el cual anunciaba que participaba en un importante curso de formación vinculado a una empresa en una ciudad española.

Me pongo a ver el anuncio y el currículum de esta persona, ya que me llamó la atención, y decía que era Coach Ejecutivo PCC por ICF (International Coaching Federation).

Pensé, voy a entrar en el perfil de ICF para ver su ficha y ver que hace, especialidades, etc.
Me voy al buscador de la web:

http://www.icf-es.com/mwsicf/encontrar-coach-icf-espana

Esta persona me sorprende porque aunque dice que es PCC de ICF, en la web de la misma no sale. Pensé, me he debido equivocar. Ya sabéis, hice la búsqueda con acentos, sin acentos, y ya intrigado busqué hasta por ciudad.

 Y no, no lo he encontrado por ningún lugar en la web de ICF.
 Me fui al perfil de Linkedin de esta persona, y ahí también dice que es PCC por ICF.
 Vaya tela, que chasco me he llevado. La verdad es que me ha defraudado mucho. Lo más flagrante es que es un Coach que lo veo que se mueve mucho por las redes sociales, da clases en escuelas de negocios, tiene libros,  ebooks, vídeos, etc.

La verdad es que esta búsqueda infructuosa me dejó cierta desazón, y llevando más de 10 años dedicándome a esto del coaching en exclusiva, conozco mucha, pero que mucha gente, y por este motivo, y aprovechando que estaba delante del buscador, y ya puestos pensé nuevamente, voy a hacer algunas comprobaciones al azar de profesionales que conozco.

Pensé en algunos de ellos de relevancia pública,  del mismo perfil  que el de antes, de los que han escrito libros, canal en youtube, etc. personas con las que he tenido -incluso-  en alguna ocasión,  la oportunidad de debatir en foros profesionales, colegios de psicólogos, congresos, etc.  y ¿qué me encuentro?

Pues me encuentro que a muchos de ellos no los encuentro donde se supone que los tenía que encontrar.

Mi grado de estupefacción va en aumento, y pienso, ¡no puede ser! Otra persona que dice que es PCC de ICF, -que lo dice así en su perfil de Linkedin- y que tampoco sale en la web de ICF.
¡Tiene que ser un error! ¡Yo respeto a estas personas y no salen en la web de ICF!

Me pongo al azar a buscar en linkedin personas que dicen ser de ICF y lógicamente me encuentro con algunas. Voy comprobando en la web,  y en efecto, el buscador de la ICF  las encuentra perfectamente. Voy metiendo nombres de profesionales que dicen estar en ICF y muchos de ellos salen y otros muchos no, con lo cual, el buscador funciona perfectamente, aunque no encontré a los otros dos "reputados profesionales" arriba mencionados.

Ya que estaba "disfrutando" de ver como profesionales a los que respetaba han perdido todo su valor para mí,  volví a pensar, ya puestos, voy a hacer lo mismo con ASESCO, y es que en todos los sitios cuecen habas, y soy consciente de que en todos los sitios te encuentran de todo, y sobre todo para no parecer "sospechoso" de que barro para casa.

Para ello realicé la misma operación, busqué en linkedin profesionales que se definen como pertenecientes a  ASESCO, algunos nombres que conozco,  y procedí a comprobar en el buscador de coaches de ASESCO si estaban o no asociados.

http://www.asescoaching.org/buscar-un-coach/

El resultado fue exactamente el mismo. Profesionales que decían ser CPC o CAC de ASESCO y que no salen en el buscador de coaches de ASESCO.

Y esto es lo que hay en el panorama. ¡Vaya tela!

 Te encuentras "profesionales" que dicen dedicarse al coaching, que dicen que pertenecen o forman parte de una asociación, se llame ésta ICF (International Coaching Federation) o se llame ASESCO, Asociación Española de Coaching y que sin embargo no lo son.

La verdad es que sientes frustración cuando te dedicas al coaching de forma profesional, y tratas de buscarte la vida de forma honesta y ves lo que ves.

Por ello, si buscas un coach profesional, por favor contrasta que es un profesional de verdad.
La mejor manera es tener el respaldo de una asociación profesional, -da igual la que sea- pero que tenga cierto peso y respaldo. Esto no es garantía de nada, pero al menos sabrás que cubre ciertos estándares.


Después están los coaches que no pertenecen a ninguna asociación.
A lo largo de todos estos años he conocido y trabajado con algunos profesionales que no están adscritos a ninguna asociación, pero su honestidad y ética profesional está mas que probada.

Por otra parte están los que se definen como "coaches profesionales" y que no pertenecen a ninguna asociación por motivos diferentes, porque no quieren pagar una cuota, porque piensan que no sirven para nada,  porque dicen que sólo sirven para sacar los cuartos, y un montón de razones, etc. A todos ellos los respeto y estimo, pero como todo en todos los sitios, de todo hay.

Los "profesionales de una profesión" se suelen agrupar en asociaciones profesionales, colegios profesionales de diversa índole o condición, entre otros podemos encontrar, colegio de médicos, colegio de agentes comerciales, colegio de abogados, etc. Y los coaches profesionales se "agrupan profesionalmente" en torno a las asociaciones de "coaches profesionales".

Formar parte de un colegio o de una asociación de profesionales no garantiza que este profesional sea un gran profesional. La pericia, la experiencia y el bagaje de cada profesional se va curtiendo con los años, y uno se decanta por uno u otro profesional en función de gustos, afinidades, o el criterio que le venga bien, pero al menos garantiza una cualificación profesional, en muchos casos una experiencia mayor o menor, y cuanto menos, que se ha acogido a un código deontológico.

¿Dónde me lleva toda esta reflexión?

Pues a que hay mucho trabajo que hacer para defender las bondades del coaching, y los buenos resultados que puede facilitar, y que hay mucho personaje por ahí que se auto proclama como Coach Profesional y ya le vale.

Algunos pertenecemos a asociaciones de coaches profesionales, en mi caso ASESCO, estamos colegiados en algún colegio de psicólogos, y nuestras empresas están inscritas en un registro mercantil.
Presentamos en las empresas en las que trabajamos certificados de que estamos al día de nuestras obligaciones tributarias, o hemos hecho el bastanteo de la escritura de la sociedad cuando hemos participado en algún concurso o  convocatoria pública.


Pertenezco a ASESCO como  Coach Profesional Sénior CPS 10161.

http://www.asescoaching.org/coaches-profesionales/jose-miguel-gil-coto/



Estoy colegiado en el Colegio de Psicólogos de Andalucía Oriental y si pone mi nombre en el buscador así le saldrá.

http://www.copao.com/index.php/2012-11-14-11-54-39/verificacion-de-colegiados




Mi empresa COANCO.   www.coanco.es   Está inscrita en el registro mercantil de Málaga.

Y después de todo esto, sólo me queda recomendarle que si va a buscar un profesional, puede que sólo le lleve un minuto comprobar si lo que ese profesional dice que es, es correcto o no.

 Es tan fácil como buscar en el buscador de coaches correspondiente si lo que dice que es, lo puede probar.

La cuestión de todo esto es que algunos "profesionales" han perdido todo mi respeto, sobre todo cuando en su día han firmado un código deontológico que entre otras cosas dice que:

Código ético de ICF:

"Identifico fielmente mis cualificaciones, pericia, experiencia, formación, certificaciones y credenciales de la ICF".





Código ético de ASESCO: 

"Reconozco exactamente mi nivel de competencia en coaching, y no exageraré mis calificaciones, especialidades o experiencia como coach".


"Permítame que insista" si busca un Coach Profesional, compruebe lo que dice. 
Que después vienen las sorpresas.

Yo no llegué al coaching ayer.

Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.



4 preguntas para románticos ¿Por qué no empezar ahora?

Podemos discrepar de todo, pero casi todo el mundo está de acuerdo en algo. Ese algo, es el ser feliz, entendiendo cada uno por felicidad, lo que quiera entender acuerdo a su visión del mundo, a su ideario personal y/o profesional.

¿Por qué?

¿Por qué no?

¿Por qué no TÚ?

¿Por qué no ahora?

Te animo a ver este vídeo con un importante número de preguntas, algunas de esas preguntas son de las que en coaching se denominan "preguntas poderosas".

La vida nos plantea retos que a veces nos parecen insuperables.
Hay una frase que dice "esto también pasará" ... lo bueno y lo malo.

Toma tu responsabilidad y mira a ver ¿qué puedes hacer que no estás haciendo que depende de ti?.
No trates de cambiar el mundo entero, empieza a cambiar lo más difícil de cambiar. Y sí, lo más difícil de cambiar eres tu mismo/a.

¿Por qué no empezar ahora?




Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


El ejercicio fundamental del desarrollo espiritual y personal consiste en dejar atrás las creencias que tenemos.

En la escuela en la que estamos, el ejercicio fundamental del desarrollo espiritual y personal consiste en dejar atrás las creencias que tenemos.

En la vida se trata de ser eficientes, ya sea en nuestro desarrollo espiritual y personal, así como en cualquier proceso o proyecto humano que desarrollemos.

El ejercicio para dejar atrás nuestras creencias consiste en la verificación.
 Es un ejercicio sencillo de “sabiduría” para evaluar que sabemos, o que  necesitamos aprender.




La cuestión es “yo sé”, o “yo no sé”, y en ninguno de estos dos supuestos hay lugar para la creencia, o el "yo creo".

La creencia ya nos lleva a la ineficiencia mental, porque una creencia me lleva a “creer que sé”.

Creer que se sabe, forma parte de la evolución de las personas, pero puede resultar ineficiente en el desarrollo de la persona.

Ineficiencia es luchar contra el aprendizaje que necesitamos hacer en la vida.

La ineficiencia proviene de la lucha contra el orden del universo, porque yo creo que el universo (y el mundo entero)  está desordenado, y el asunto no es ese, el asunto es que el que está desordenado soy yo, y no el universo, pero esto no lo sé.

Yo creo que hay cosas que están mal y necesitan ser corregidas.

Las cosas no están mal, el que está mal soy yo. 

Las creencias nos dan la percepción de que el problema a corregir está fuera de nosotros, cuando el problema a corregir está dentro de nosotros. Mientras yo crea que mi problema está fuera de mí, no solamente mi problema no tiene solución, sino que soy totalmente ineficiente en mi proceso de aprendizaje humano.

Para salir de esta situación vamos a dejar de creer que yo sé algo que no sé. Y eso lo haremos con una verificación simple, la más simple que se puede hacer, que es la evaluación de resultados.

Se trata de evaluar los resultados que obtenemos en su vida. Cualquier resultado insatisfactorio que obtenemos no es un resultado voluntario, no hay una persona en el mundo que quiera tener un resultado insatisfactorio en su vida de forma voluntaria ¿conoces alguna persona en el mundo que quiera tener resultados insatisfactorios? No la hay.

La respuesta es muy simple. Todo resultado insatisfactorio se produce porque la persona no sabe cómo obtener un resultado satisfactorio. Y esa es la verificación de que yo no sé, porque si supiéramos siempre tendríamos los resultados que queremos.

Esa verificación de los resultados me da una oportunidad que me va a permitir ampliar mi campo de percepción para hacerme eficiente.  Cuando me doy cuenta de que no sé, me dispongo a aprender lo que no sé. Busco información y me dispongo a entrenarme para desarrollar el potencial que hay en mí. Esto lo haré cuando yo entiendo y comprendo que no sé, porque mientras piense y crea que sé, jamás buscaré información nueva, jamás trataré de hacer un cambio interno, y me dedicaré a luchar contra todo lo externo, creyendo que ese sea mi problema. Este el problema del 90 % de las personas.

Cuando una persona sabe, puede verificar que obtiene exactamente y voluntariamente el resultado que quiere obtener. Y lo obtiene cuantas veces lo quiere obtener. En este caso, esa persona puede decir yo sé.

 Y cuando es lo contrario, esa persona dirá “no sé”.  Pero nunca dirá “yo creo”.

Sé que no sé, o sé que sí sé, lo que no sé me dispongo a aprenderlo, y lo que sí sé, me dispongo a usarlo.

Conclusión:

Las creencias nos hacen dar por válidas afirmaciones y generalizaciones sobre la vida, y esto nos hace ineficientes. Podemos verificar en muchas ocasiones que lo que “creemos” no es cierto, sin embargo, el pensamiento de que creemos saberlo nos ha hecho ineficientes, y probablemente nos ha hecho perder muchas oportunidades a lo largo de la vida.

Deja de creer si sabes o no sabes, y evalúa y verifica los resultados que tienes en tu vida, y eso te ayudará a saber si sabes, o no sabes, y sobre todo y más importante, te ayudará a saber que tienes que aprender, y que tienes que dejar de creer.



Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


Los procesos de coaching. "No hay Coaching si no hay acción"

Los procesos de Coaching "en esencia" son todos iguales, independientemente de que trabajemos con una persona de forma individual, o con un grupo, equipo o colectivo.
En esencia, tenemos una situación de partida en la que nos encontramos, y un objetivo o una meta donde queremos llegar. Para llegar de un punto a otro, tenemos que hacer algo, por ello decimos que "No hay Coaching si no hay acción".



El proceso de Coaching ayuda al cliente a potenciar al máximo los recursos que tiene, y superar los obstáculos que pueden obstaculizar el logro del objetivo o la meta que se desea lograr. Para alcanzar los resultados deseados nos ayudamos de una serie de herramientas que tenemos a nuestra disposición, para que el cliente sea quien finalmente pueda llegar donde se propone. Tengo una experiencia acumulada de más de 10 años dedicado en exclusiva al Coaching y conozco muchas herramientas y disciplinas diferentes. Y es que cuando hablo de algo, es porque lo conozco, tengo formación o lo he probado, y no porque me lo hayan contado. Por este motivo conozco gran cantidad de herramientas, sin embargo suelo decir que mi forma de hacer coaching es bastante "purista", y con esto quiero decir que, "cuando hago coaching" no utilizo otras herramientas o disciplinas que no sean Coaching . Si lo hiciera, puede que estuviera haciendo otra cosa en vez de Coaching. No obstante me encuentro en muchos casos, profesionales que hacen tal mezcla de herramientas y disciplinas que no se sabe ni lo que hacen. El problema está en que a ese "tuti fruti" que hacen, le llaman "Coaching" Respeto al máximo a todas las herramientas, disciplinas y técnicas, sin embargo, yo cuando Coaching, hago Coaching, no hago Coaching + (la etiqueta correspondiente) ... cuántico, integrativo, tántrico, sexual, transpersonal, transhumano, con PNL, y un largo etcétera. Hay quien opina que todo lo que sirve para ayudar al cliente está bien. Perfecto, pero no le llames Coaching, que después mezclamos las "churras con las merinas". Por eso cuando alguien me dice que ha hecho Coaching, le pregunto ¿qué entiendes por Coaching? A veces las respuestas son ... "para echarse a temblar". Y por supuesto, hay temas para los que el Coaching viene muy bien y otros temas para los que el Coaching no sirve de nada.
El Coaching no es la panacea que todo lo puede, pero es una herramientas fantástica, y cuando no sirve para trabajar con un tema, para eso tenemos otras disciplinas.

Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


No pasa nada por buscar ayuda. Baila salsa, pero pide ayuda.

En el trabajo del despacho me encuentro con demasiada frecuencia personas que viven angustiadas de forma continua, preocupadas, ansiosas, y viven así durante mucho tiempo. A veces años.

Muchas personas viven en un sin vivir, y es que se han acostumbrado a vivir con altos niveles de ansiedad. A veces no llega a ser una ansiedad patológica, pero tiene un nivel que llega a incomodar en exceso, un nivel de ansiedad lo suficientemente molesto para que nos impida disfrutar del día a día.




Si hay algo que hemos aprendido los seres humano es adaptarnos, y hemos aprendido a vivir con la ansiedad, con la irritabilidad y el mal humor que conlleva, con la falta de descanso, la falta de autoestima (autodiagnosticada, por supuesto) y todo lo que conlleva el poco amor propio que nos profesamos.

En esta situación, en ocasiones  buscamos soluciones temporales, ponemos parches, pero no afrontamos las causas de nuestro malestar.

Puede que nos vayamos a bailar salsa, o aprendamos a pintar, a escribir, o comenzamos a practicar un deporte. Todo esto ayuda, y ayuda mucho. Ayuda a evadirse, a no afrontar una realidad que a lo mejor no es la que nos gusta. Ayuda a posponer decisiones que hemos de tomar, ayuda a silenciar sentimientos que no nos gustan, o no nos gustaría tener. Y está bien, podemos acallar nuestros miedos, nuestra ansiedad, nuestra inseguridad detrás de muchas actividades lúdicas, estudio, trabajo, etc. pero al final, "la voz que no queremos oír nos volverá a hablar"

Si no afrontamos ese malestar que vuelve -y siempre vuelve- sólo estaremos dando pie a que llegue el día que digamos aquello de "ya no puedo más" y entonces explotarás, y a lo mejor, y sólo a lo mejor, puede que te plantees buscar ayuda.

Muchas veces no buscamos ayuda por vergüenza, por el que dirán, por el ¿cómo me puede estar pasando esto a mí? por el "lo tengo todo y mira como estoy", por el  "soy un fraude", y así innumerables "cositas" que nos decimos a nosotros mismos. Y desde luego, no nos las decimos desde el cariño.

Personas a las que les confirmo y les reconfirmo que su secreto está a cubierto, que sus miserias no saldrán a la luz, personas a las que les firmo con tinta y compasión la confidencialidad en un papel. Personas a las que les digo que "no pasa nada por buscar ayuda"

No pasa nada por mostrarse vulnerable y buscar el apoyo para tener una mejor vida, una vida con mayor bienestar.

Nunca es tarde para comenzar a vivir.

Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


Tus pensamientos controlan tu vida.

La idea central de la terapia cognitivo conductual es que: la manera como pensamos influye en la manera como sentimos, por lo que el cambiar nuestra manera de pensar puede cambiar también nuestra manera de sentir.

Las situaciones a las que nos enfrentamos en la vida dan lugar a una serie de pensamientos. Estos pensamientos dan lugar a las interpretaciones que hacemos de lo que nos ocurre. Como consecuencia de estos pensamientos tenemos sensaciones y emociones.

La clave para reducir la ansiedad, las preocupaciones y el estrés está en cambiar los pensamientos.

Con entrenamiento es posible. Podemos aprender a reenfocar la vida y reencuadrar nuestros pensamientos más limitantes por otros pensamientos más adaptativos.

Cuando estamos estresados, preocupados y ansiosos, perdemos el foco, nos bloqueamos y la búsqueda de soluciones a los situaciones, problemas y circunstancias de la vida se hace más compleja.





Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


Un pequeño empujón ... A veces sólo necesitamos un pequeño paso.

Esta mañana comencé con una nueva clienta.
Cuando empiezas un nuevo proceso nunca sabes a que retos te enfrentas.

Esta mañana me encontré con una persona que llegó al despacho con tristeza en la mirada y se fue con esperanza en la sonrisa. Una persona que sabe que  que no está sola en el camino.

Al finalizar la sesión le pregunto ¿qué te llevas de la sesión?.

Me dice que siente que puede, que "la cosa no es tan grave" ,y el "problema ha dejado de ser un problema" para empezar a ser un "asunto".
Se lleva como resultado de la sesión el aprendizaje de que un pequeño paso puede cambiar el mundo.

Paso a paso podemos acercarnos al infinito.
Se trata de empezar a movernos, y ese pequeño e insignificante movimiento puede que te ayude a dar otro paso en el camino.

Paso a paso podemos derribar altas torres, paso a paso.

 Te invito a ver este vídeo, quizás te puede ayudar con tus clientes, quizás te puede ayudar a ti, o puede ayudar a alguien que conozcas. Puedes verlo de forma metafórica, o puedes verlo como una consecuencia de la física aplicada ...
 La cuestión es que a veces sólo necesitamos un pequeño empujón.

¿Necesitas un pequeño empujón? ¿Necesitas ayuda para dar un pequeño paso?

Si necesitas un pequeño empujón ya sabes donde estoy.

#coaching #motivación #superar barreras


https://www.youtube.com/watch?v=f2y4jJM0JOA&t=75s




Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


Si cuando hablas nadie se molesta, es que no has dicho nada.

"Si cuando hablas nadie se molesta es que no has dicho nada".

Esta frase del gran Risto Mejide la tengo en la memoria, y muchas veces me salta a la conciencia, al primer plano mental, sobre todo cuando veo la crítica, la bronca y las ganas de llamar la atención por el marrullero de turno. El cual a fin de tener su minuto de gloria arrebata contra todo lo que le parece con la "intención positiva" de llamar la atención, que se fijen en él o ella, para que los headhunters, los empresarios, la chica de enfrente o el vecino del cuarto los vean.

Hay personas que ya sean por su número en el eneagrama, su horóscopo, o cualquier otra clasificación de personalidades ya sea por colores, animales o porque sencillamente tienen "mala sangre" les gusta llamar la atención. Y está bien, tiene que haber de todo. El mundo necesita equilibrio, por eso hay blanco y negro, el ying y el yang, etc.



Yo particularmente no soy de broncas, la verdad, será porque a lo mejor soy un 9 en el eneagrama o mi horóscopo es cáncer, o porque sencillamente no tengas ganas de estar pendiente del personaje de turno que ensarza en una diatriba dialéctica, de la cual por supuesto no se va a bajar, y a la que no va a renunciar, le digan lo que le digan.

La cuestión es que  una cosa puede ser debatir, confrontar puntos de vista, discrepar, y hasta ahí todo bien,  y otra es la bronca sin sentido, o no tener otra cosa que hacer, y peor aún, ante la falta de argumentos caer en la descalificación, la mofa y en algunos casos el insulto.

Hay auténticos expertos en generar polémicas, y hacer comentarios jocosos sobre lo que les viene bien. En muchos casos los dejo de seguir y no los que quiero ni ver, me irrita la pupila la cantidad de tonterías que sueltan por el teclado (ordenador o móvil, lo mismo es) y por ello dejo de seguirles.

Ahora bien, se ve que son muy buenos generando polémicas, porque algunas personas les responden (incluso algunas que valoro mucho) y compartes sus comentarios, y vaya tela, me vuelve a llegar el comentario de turno. La verdad es que el broncas es bueno, no consigo mi objetivo de no verlo.

Lo curioso del caso es que veo  más tarde que el broncas de turno se sigue quejando de que no le sale trabajo, -a pesar de lo que llama la atención-  y lo que se ven sus post, puntualiza.

La reflexión a la que llego es que yo prefiero no ser broncas, tratar de aportar lo que buenamente pueda o me apetezca, y no meterme con nadie -y mira que a veces me entran ganas de decirle cuatro frescas a alguno- y después pienso ¿para qué? o ¿para qué voy a perder el tiempo?.

 Y es que a pesar de que reconozco que hay grandes expertos en el humor ácido, en la retórica elocuente y el manejo del Photoshop, para mí, Risto Mejide sólo hay uno, maestro donde los haya de la provocación.

Los demás, en muchos casos son sucedáneos, descafeinados, desnatados, lights, 0´0, sin gluten, sin azúcar, y "sin chicha ni limoná".

Pero vamos que lo de las redes sociales (incluidas las supuestamente profesionales), se entiende perfectamente cuando vemos la parrilla televisiva y los programas televisivos que en muchos casos arrasan en la misma.


Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


Fundamentos de la Aceptología

Tu propósito de ser feliz se cumple aceptando la realidad. La experiencia ha demostrado que, cuando una persona acepta la realidad, se produce un cambio interno que lo libera del sufrimiento.

Cuando estamos listos para comprenderla, permite cumplir el propósito general que tienen todos los seres humanos, encontrar plena satisfacción en sus vidas.


La  ACEPTOLOGÍA es algo que podemos resumir en 3 pasos muy sencillos:

1º. MANTENER LA PAZ INTERIOR.

Mantener la paz interior genera una nueva realidad para ti. El solo hecho que logres mantener tu paz interior, generará una nueva realidad para ti, una realidad insospechada y maravillosa.  Es evidente que, para mantener la paz interior, solo hay una forma: necesito aceptar absolutamente la realidad tal cual como la vida me la presente, de lo contrario no podré tener paz interior.

 2º. ACTUAR EN LA REALIDAD.

La realidad es el único lugar donde puedes actuar.

Actuar en la realidad entrena, la FIRMEZA, la PAZ y la SERENIDAD. Porque frente a la realidad que estás aceptando lo que necesitas es desarrollar elementos de amor internos. No sufras con la realidad, aprovéchala para tu cambio interior.

 3º. IMAGINAR LO MEJOR.

 Porque imaginar lo mejor fecunda la mente con las semillas de amor.

Fuente: Gerardo Schmedling. Aceptología.


Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.


El aprendizaje sólo se entiende a través de los resultados.

"El aprendizaje, sólo se entiende a través de la comprensión, y sobre todo por la práctica constante y la verificación de los resultados que deseamos conseguir"

#coaching #psicología #autoestima #felicidad


Saludos cordiales.

José Miguel Gil

Coach Profesional Sénior CPS 10161 y Psicólogo Colegiado AO-10124
Con una experiencia profesional de más de 20 años y más de 2500 horas de sesiones de coaching.
Más de 4500 horas de formación impartidas.
Conferenciante, formador y consultor experto en comportamiento humano. organizacional y de equipos.


Gerente de COANCO Coaching y Presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching.