Aprovecha el viaje y se eficiente


Uno de los trabajos que hice cuando era joven para ayudar a pagarme la carrera fue el honroso trabajo de camarero. Viviendo en la Costa del Sol, y Marbella, no es algo muy novedoso.

 En aquellos años mozos aprendí una valiosa lección de los profesionales más veteranos.

 La lección era “aprovecha el viaje”. Que se traduce en que cuando se iba a llevar un servicio a una mesa, o a una habitación de hotel, no me viniera de vacío cuando venía de vuelta. Algo que  hacía en los primeros días, como consecuencia de la lógica falta de experiencia. Se podía decir que cuando aprendí fui más eficiente, ya que optimizaba los trayectos con los recursos que tenía, que en un mes de agosto en la hostelería en un hotel, chiringuito o restaurante de playa siempre son escasos, porque faltaban manos, por lo menos antes, este año ya veremos.

Lamentablemente desde el 2008 el cierre de empresas y la destrucción de empleo están a la orden del día. Las causas por las que desaparecen las empresas son múltiples, y lamentablemente el escenario económico nos salpica  con cifras sobre la destrucción de  empresas, autoempleo (autónomos) y empleo.

 Si bien es cierto que además de estos factores que podríamos decir exógenos a la empresa, también hemos de tener en cuenta que en muchas ocasiones las empresas se ven abocadas al cierre como consecuencia de su propia ineficiencia.

Si definimos la eficiencia como la capacidad de lograr los objetivos con los mínimos recursos y riesgos, hemos de entender que hoy por hoy hemos de ser lo más eficientes posible.

Cada vez tenemos más riesgos y menos recursos, de ahí que hayamos de optimizar la eficiencia como catapulta para la mejora de la competitividad, y el consiguiente logro de resultados.

La eficiencia se logra como resultado de hacer cambios, a veces muchos cambios.

La gran cuestión es que cambiar cuesta, sobre todo si como dice Peter Drucker “Cuantos más éxitos haya logrado una empresa, más difícil y doloroso le resultará el cambio”.

Hoy, años después  sigo poniendo en práctica aquella valiosa lección que tengo como máxima profesional,  y dedicándome a esto de gestionar los cambios y lograr mejores resultados, te invito a que aproveches el viaje…  y de paso seas eficiente.
Saludos cordiales

José Miguel Gil
Coach Profesional
Psicología en la Empresa 
Gerente de  COANCO 
Presidente de  ASESCO Asociación Española de Coaching


                                                                 

No hay comentarios: